Tratamientos tapa-ojeras

febrero 13, 2018

Desde descansar poco, hasta consumir bastante sal, puede ocasionarnos bolsas debajo de los ojos: imperfecciones antiestéticas que pueden aclararse mediante preparados caseros que ayudan a descongestionar la zona.

Las ojeras o bolsas bajo los ojos nos hacen parecer cansadas y en general nos da un aspecto demacrado y poco saludable. Las causas fundamentales de esta condición son las venas bajo la piel que están alrededor de los ojos. Al ser la piel de esa zona sumamente delicada, hace que estas venas se tornen visibles. Los motivos por los cuales se congestionan pueden ser diversos…

Causa: una noche de mal descanso.

Solución: beba una taza de té de manzanilla antes de irse a dormir. Hará que se relaje y que las pocas horas de sueño se aprovechen más.

Causa: las malas posiciones en el dormir harán que los fluidos no circulen correctamente por nuestro cuerpo y puedan acumularse en diversas zonas, entre ellas bajo los ojos.

Solución: duerma boca arriba.

Causa: la sal provoca retención de líquido, y uno de los lugares en donde se deposita es, justamente, la zona debajo de los ojos.

Solución: disminuya el consumo de este condimento y beba abundante agua.

TRATAMIENTOS DESCONGESTIVOS

1) Para todos los casos de ojeras, siempre es fundamental descongestionar la zona. Para ello, utilice tinturas o infusiones especiales para la zona del contorno de los ojos: manzanilla, árnica, hiedra, caléndula. Disminuyen la congestión y activan la microcirculación. Utilícelas en compresas de agua fría o combinadas con el té de manzanilla, nunca puras.

2) Si esto no fuera suficiente para mejorar el aspecto de las ojeras, aquí va otro consejo: a medio pote de crema facial suave, agregue dos cucharadas de glicerina y una cucharadita de arcilla blanca de malla muy fina, o bien un cuarto de cucharadita de dióxido de titanio, talco o mica. Revuelva muy bien y aplique en muy pequeñas cantidades. Notará que la arcilla, o los demás ingredientes harán un efecto de pantalla dejando el área de las ojeras mucho más clara. Esta es una base que deberá aplicarse en conjunción con el maquillaje que utiliza habitualmente.

La mayoría de las personas sufre, en algún momento de su vida, la aparición de círculos oscuros debajo de los ojos. Muchos padecen ojeras porque la piel que rodea la zona es muy delicada y, variando según la contextrura del tejido, hace que las venas que se encuentran debajo sean más visibles. En otros casos, esto se ve agravado por la presencia de enfermedades como el asma o alergias que producen el congestionamiento de los capilares. Por último, otra explicación se basa en que las ojeras se forman por una mayor pigmentación de la piel.

CAMBIOS EFECTIVOS

Utilice cremas naturales que contengan vitamina K, ya que tiene la propiedad de afirmar las paredes capilares, evitando que se hinchen.

Disminuya el consumo de sal, debido a que facilita la retensión de líquidos y, en consecuencia, provoca bolsitas debajo de los ojos.

Descanse boca arriba. Muchas veces, las ojeras no aparecen por no haber dormido lo suficiente sino por la posición de nuestro cuerpo mientras descansamos (que hace que los fluidos no se distribuyan uniformemente).

COMPRESAS RELAJANTES

Ingredientes:

2 saquitos de té de manzanilla

Agua caliente.

2 trozos de algodón.

Aplicación

Sumergir los saquitos de té en una taza con agua caliente.

Luego, sacarlos y dejar que el té se enfríe.

Mojar los algodones en el té y aplicarlos sobre los ojos durante 10 o 15 minutos.

EMPLASTOS DE PEPINO

Ingredientes

4 rodajas de pepino fresco.

1/2 vaso de leche fría.

Aplicación

Sumergir las rodas de pepino en el vaso de leche.

Escurrir un poco y colocarlas sobre los ojos durante 10 minutos.

Realizar este tratamiento al menos 2 veces por semana, antes de acostarse.

CREMA DESCONGESTIVA

Ingredientes

30 gotas de esencia de durazno.

50 gramos de lanolina.

25 gramos de aceite de germen de trigo.

Aplicación

Llevar un bol a baño María y, cuando el agua de la cacerola hierva, incorporar la lanolina. Remover con una cuchara de madera.

Luego de que se derrita, incorporar el aceite de germen de trigo.

Colocar el líquido en un frasco hermético y añadir la esencia de durazno. Mezclar bien

Aplicar sobre la zona donde se forman las ojeras con movimientos ciruclares.